Ni Netflix ni Hollywood

Aquellos que le damos cierto valor a nuestro tiempo y no deseamos ver una película estirada cual chicle bíblico durante el suplicio de no sé cuántas temporadas, nos hemos refugiado en la literatura

Querida Chris

Carta abierta a Chris Kraus, autora de I LOVE DICK